viernes, 7 de enero de 2011

La Muerte de la Rock and Pop


Hace unos días nos enteramos que la Rock and Pop, tal como la conocemos hasta hoy, sucumbirá en manos de la evolución. Cambiará de nombre y de protagonistas, convirtiéndose en una de esas tantas radios niño-adolescente. Nada quedará de lo poco que ya permanecía del antiguo conglomerado. Sin embargo, todo esto me parece lejano, como si la marca que me acompañó gran parte de mi vida, jamás me hubiese sido importante.


Todo comenzó a los 12 años, cuando en mi afán de buscar contenidos musicales diferentes a los que estereotipo mostraba a la juventud, descubrí lo que vendría hacer la primera punta del Iceberg: La Radio R&P. Recuerdo a Karin Yanine, Valeria Peña, Cote Correa, El Rumpy, Pablo Aranzaes entre otros, tal vez la era mas dorada de la estación.


Solo era el comienzo de un cambio, de una nueva adolescencia que ya no se conformaba con un tipo de música distinto, había algo más, un crecimiento personal en todo ámbito de cosas. Fue ahí en donde el imperio total me consumió.


Primero fue la revista. Todos los meses corría a los kioscos a comprarme la tan ansiada edición. Era una suerte de Rolling Stones chilensis, con menos hojas y con la tinta mas ordinaria en la historia de la galaxia, con cada vuelta de hoja, te quedaban todas las letras pegadas en los dedos, pero no importaba, el solo tenerla me hacía sentir mas madura que el resto. Recuerdo portadas notables como la de Dragón Ball Z y uno que otro regalo musical venido en casete.


Pero el imperio no sería completo sin un canal de TV. En 1995 abrió su transmisión el extrañado Canal 2 Rock and Pop. Como nunca en la historia de nuestro país, la pantalla chica tuvo un canal con contenido original. Programas y momentos emblemáticos como:


Artistas y Repertorios (por Carlos Moena) El primer programa en que escuché a músicos chilenos hablar sobre drogas.


Factor Humano: (por Pedro Peirano y Álvaro Díaz) Tal vez todos recuerden sus reportajes épicos a las viejas pinochetistas.


Grado 28 (por Matías Fuentes y Cote Correa) Dieron la vuelta al mundo el día en que Matías Fuentes salió en pelotas tapado apenas con una corbata. Sin embargo luego del retiro de Fuentes, a cuyo remplazo llegó Pablo Macaya, el programa fue perdiendo vigor, y nunca volvió hacer lo que era.


Dinamo (por Sergio Lagos) Gran programa de actualidad musical, en donde conocimos a un joven y natural Lagos usando todos los días gorritos distintos.


Gato Por Liebre, (por Ángel Carcavilla, Carola del Piano y Rafael Gumucio) Especie de CQC, pero bien hecho. Momento épic: el escupo de Chino Ríos a Gumucio.


Plaza Italia, (por Marcelo Comparini y Marcos Silva) Tuvo clásicos como, los “Igualitos”, la “Carrera del Poder” y momentos hilarantes como la insistente negación a la existencia de Combarbalá.


No tiene sentido seguir nombrando, solo aumenta la nostalgia y la rabia de ver que éste precedente de nada sirvió comparándolo con la TV actual. El porqué se perdió el logro solo lo sabe su directiva. Se trató de alargar la muerte con el cambio de nombre de “Canal Rock and Pop” a “Canal 2”, pero de poco y nada sirvió, una abrupta salida del aire en diciembre de 1999 terminó con todo. Hoy solo nos queda Youtube y el único clásico que se ha inmortalizado a la fecha: Plan Z, imitado, pero jamás igualado.


Y entonces solo nos quedó la radio, pero a sus fieles no nos importó. Nos sentíamos parte de una familia. Íbamos a la emisora, nos juntábamos en el chat, conocimos gente, pegaba calcomanías con su logo en cada uno de mis cuadernos y comprábamos los casete que año y año editó la radio con lo mejor de su programación. Pero algo cambió, quizás no en la radio, sino en mi, supongo que crecí, los otros también y nos alejamos.


Algunos se quejan por la nueva restructuración, raro, teniendo presente que la radio ha tenido muchas dentro de su larga vida, otros, en cambio, alegan porque sus oídos tendrán que escuchar a Lady Gaga en vez de a The Killers, al parecer nadie recuerda que en su primeros años la programación incluía a Miguel Bosé.


Como sea, la Rock and Pop no murió esta semana, no murió por estos cambios, la Rocka, murió hace años y con ella, parte de mi historia también.

5 comentarios:

  1. Hola

    Mi nombre es Paulina y soy administradora de un directorio de webs/blogs. Buen blog personal. Quisiera intercambiar enlaces. Puedo agregar tu pagina en mi directorio para que así mis visitantes puedan visitarlo tambien.

    Si te interesa, escribeme al mail: paulina.cortez@hotmail.cl

    Saludos
    Pau

    ResponderEliminar
  2. Los entendidos en radio dicen que es normal el cambio en el entendido de buscar nuevas audiencias. Y también es cierto que muchos no seguíamos a la Rocka como antes, pero era un refugio y sabíamos que estaba allí.

    Mis recuerdos iniciales de la Rocka están asociados a Iván Valenzuela, el Rolo con el Rumpy, Rodrigo Díaz en el Devórame Otra Vez...después la era del Pato Cuevas, Jorge Lira, Sergio Lagos y Matilda Svensson.

    Fue una historia que parecía crecer hasta alcanzar caracteres multimediales...pero terminó colapsando antes que se acabara la década. Y la Radio fue muriendo cuando la mataron la primera vez...la fórmula era buena y algún "genio" decidió que era tan buena que había que cambiarla.

    Y así, los procesos fueron constantes y las muertes, frecuentes. Cierto que sonaba Bosé en los primeros años...pero era un Bosé crossover sin recurrir a lo Kitsch. Buena columna...saludos afectuosos, de corazón.

    ResponderEliminar
  3. Hace mucho tiempo que dejé de escuchar radio, y si sintonizaba alguna, era la Uno. De todas formas lo lamento mucho, porque como tú dices, hay nostalgia y muchos recuerdos asociados a la Rocka. Quizás en qué se va a convertir ahora. Ojalá que no sea una nueva fm Hit

    Cariños!

    ResponderEliminar
  4. revive un poco de lo que fue la rocka hasta el 2010, en un playlist de canciones que sonaron fuerte en : www.mphits.com/rockandsun

    ResponderEliminar
  5. Se te olvidó el "MALDITA SEA"...

    ResponderEliminar